“Es una carrera que jamás me imaginé ganar. Nunca me gustaba, salvo ahora que gané, ja. En realidad siempre me costó y cada vez que se venía esa fecha, decía: `Uh, hay que ir al llano…´. Ahora es como que le agarré la mano. El hecho de ganar un tramo al comienzo del sábado ya me predispuso de otra forma también”, indicó el piloto fueguino radicado en Córdoba.

¿A qué se debió este cambio? “Creo que es la suma de la experiencia por haber corrido ya varias veces ahí y por sentir comodidad con el auto, que acompañó muy bien, porque en este tipo de carrera cuando te aparece cualquier problema la diferencia es grande”, respondió.

En los caminos, debió batallar a la décima con el entrerriano Guillermo Pitón (Fiesta del CEO), que fue la gran sorpresa y en su tierra aventajó por 5.5 segundos a Preto en la etapa inicial. “El sábado anduvo muy rápido. La única forma de ganarle era yendo al límite. Cuando lo hicimos, pudimos superarlo. Pero a la primera equivocación que tuviéramos, chau. El domingo conseguimos escaparnos un poco y después él abandonó a poco del cierre. Salimos de la misma forma que en la etapa anterior. Tuvimos la sensación de ir más rápido el sábado; aunque el domingo los tiempos fueron muy buenos”, reconoció.

De esta forma, Mariano cosechó su segundo éxito al hilo con el VW Gol que le entrega el Boaglio Competición tras el debut triunfal en Malargüe (la tercera victoria del 2017 tras la conseguida en San Juan al mando del Fiat Palio). “Todas las fallas que aparecieron en el auto en la prueba mendocina se solucionaron. Y en esta carrera no tuvo nada. Ojalá salte lo último que pueda aparecer en Cruz del Eje para encarar de la mejor forma el 2018. La realidad es que indudablemente el auto nació bien”.

De cara al Gran Premio (del 8 al 10/12), Preto sabe cuál será su misión: ganar y llegar aún con más envión a la temporada 2018. “No hay dos sin tres sostiene el refrán, ja. El objetivo será andar rápido y divertirme. Que sea la última diversión del año. Tenemos la chance de ser subcampeones nuevamente y queremos funcionar bien porque Sergio (Daparte, su navegante) será local ahí. Pero siempre apuntando todo al año que viene”, sostuvo.

 

Compartir